¡No te pierdas nuestro contenido!

Hace un tiempo leíamos a gente que decía que usar la WiFi del vecino (el famoso PiggyBacking del que ya hablamos acá) era más bien como si estuvieran “leyendo el diario por sobre el hombro de alguien” sin que éste se diera cuenta...

Ahora Terminator (perdón, el Gobernador Schwarzenegger) dice que prohibirá el PiggyBacking de una manera efectiva y de raíz, obligando a los fabricantes del equipamiento WiFi, que se venda en el estado de California, a poner alertas de diversas formas para que los usuarios les pongan password y protejan sus access points de los que se conecten gratuitamente a ellos.

Las advertencias podrán estar como etiquetas engomadas en los routers WiFi, textos llamativos durante el proceso de la instalación, o cualquier señal de alarma que requiera que los compradores tomen la iniciativa de ponerle password antes de que se empiece a utilizar el equipo.

Ya había habido varias iniciativas, pero si esto se hace retroactivo a todos quienes tienen conexiones inalámbricas hogareñas, el problema afectaría a gran parte de la población de California, pues, según la nota, el 26% de los hogares cuenta con una conexión WiFi y la mitad de ellos no usa ningún tipo de protección por passwords.

La ley es bastante ambigua en el caso de los piggybackers, pues no hay un claro acuerdo por si es legal, o no, que alguien utilice la conexión de WiFi de otra persona si esa persona no ha puesto una contraseña en ella. Esta modificación entraría en vigencia entre inicios y mediados de 2007.

En USA algunos ya están empezando a padecer los problemas que les genera (o generaría) dejar abierto su router WiFi. En Canadá también. Algunos llaman a la policia y otros son arrestados y van presos. Otros que lo hacen en broma. Otros agradecen. Nosotros también lo hicimos.... y tu??... le has dicho "gracias vecino"??